Narrativa, Reseñas

El viejo y el mar

Martin A. La Regina

Editorial: DEBOLSILLO
Páginas: 208
Edición: 2013
Género: Narrativa Contemporánea
Autor: Ernest Hemingway

¡Hola, nómadas!
Hoy os traigo la reseña de una novela muy apropiada para esta época; El viejo y el mar, de Ernest Hemingway. 

Sinopsis

Santiago, un viejo pescador cubano, afronta el ocaso de su vida en el mar embarcándose en una nueva expedición en las aguas del golfo.

 Ante la mala suerte que le acompaña desde hace años, se enfrenta a uno de los mayores desafíos que ha tenido nunca; una guerra sin tregua con un pez gigantesco que le hará emplearse a fondo en cuerpo y alma.

Reseña – El viejo y el mar

Ernest Hemingway es uno de esos pocos privilegiados capaces de transmitirte todo a través de la sencillez de sus palabras.

Con tan solo dos personajes y una única línea de acción, el autor estadounidense nos da una nueva lección de narrativa cargada de tintes poéticos, metáforas y reflexiones que deberíamos guardar bajo llave en lo más profundo de nosotros mismos. 

En El viejo y el mar he encontrado una oda a la vida, al valor de la memoria y al regalo del presente.

Al final de esta obra lo de menos es qué sucede o ha sucedido a lo largo de sus páginas. Lo que de verdad me ha impresionado es la habilidad y el descaro con los que Hemingway me ha introducido en el papel del pescador y me ha hecho creer que estaba solo ante la inmensidad del océano haciéndole frente al paso del tiempo. 

Una vez más, he tenido la suerte de toparme con una de esas lecturas que provocan en ti una sensación única, diferente y que te ayuda a conocerte más a ti mismo. Cuando lees estas páginas en la intimidad de la noche, la distancia entre tu conciencia y la realidad aumenta hasta hacerte creer que has viajado a través del tiempo a las costas cubanas y que vives en un pequeño pueblo pesquero del siglo XX donde no hay nada más importante que dos cosas; la vida en el mar y el béisbol.

Pero, ¿de qué trata realmente la novela?

Este escrito no es más que una metáfora de la vida. Desde la ilusión, la fuerza y la pasión que podemos ver en Manuel (el joven que acompaña a Santiago) en sus albores como pescador, hasta la actitud reflexiva, realista y melancólica del viejo, quien sabe que está ante una de sus últimas oportunidades en la vida para dejar de vivir del pasado y demostrar que sigue siendo un hombre de valía.

Así, ese miedo y esa preocupación mostrados hacia el paso del tiempo se puede observar en la estructura y el orden del libro. No encontramos capítulos ni estrofas separadas. Solo queda un ritmo vertiginoso que, frase tras frase, parece competir con la vida con el objetivo de mostrarnos todas las inquietudes, anhelos y deseos del viejo antes de que ésta suceda.

Otro de los aspectos a tener en cuenta es esa humanidad desgarradora que copa cada palabra. Al fin y al cabo no somos más que personas. Tenemos miedos, expectativas, deseos, ilusiones y un lugar al que llamar hogar (ya sea una persona, una casa, una nación o un recuerdo) al que queremos volver siempre una y otra vez.

Por ello, los rasgos más característicos de nuestro paso por esta vida se aglutinan en estas poco más de doscientas páginas que os recomiendo leer, disfrutar, saborear y aplaudir a rabiar de principio a fin. 

Sin ninguna duda, Ernest Hemingway merece un hueco en nuestro recuerdo como un poeta de la prosa y una de las piezas más valiosas que conforman este complejo puzle que es la historia de la literatura. 

Como siempre, espero que hayáis disfrutado de la lectura, que os animéis a comentar, compartir y dejar vuestras opiniones más abajo.

¡Nos vemos pronto!

2 comentarios en “El viejo y el mar”

  1. Hola! Yo acabo de terminar París era una fiesta y la verdad es que me ha chocado mucho su manera de escribir. Al prinicipio de la lectura no me sentía comoda, pero conforme avanzan las paginas parece que te vas acostumbrando al estilo del autor. Al final me ha gustado bastante el libro y por supuesto, ya tengo este en mi lista de pendientes! Un saludo!

    Le gusta a 1 persona

    1. ¡Hola, Alba!

      Muchas gracias por tu comentario. “París era una fiesta” está entre mis futuras lecturas y tengo muchas ganas de seguir leyendo a Hemingway. Hasta el momento, las dos novelas que he leído de él me han cautivado.

      Gracias por pasarte por aquí y dejar tu opinión.

      ¡Un abrazo!

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s